El primer día de Resurrection Fest tocaban Airbourne, la explosiva banda australiana tenía cita con Diablorock, y su batería Ryan, uno de los hermanos O’Keeffe, nos esperaba con el pelo mojado y el ventilador a tope en su camerino unas horas antes de su actuación.

Entrevista y fotos por Rafa Diablorock.
Traducción Esteban Girón.


Ha pasado un tiempo suficiente desde la publicación de “Breakin’ Outta Hell” para hacer cierto balance de lo que ha supuesto en vuestra carrera. Nuevo sello, vuelta a trabajar con vuestro primer productor… ¿Qué ha supuesto este disco para Airbourne? A nosotros nos parece vuestro mejor disco junto al primero.

 

Pues una conclusión acertada es esa, parece que está relacionado de alguna forma con nuestro primer disco. Todas las bandas, en algún momento de sus carreras quieren igualar a su primer disco. Y con este disco hicimos eso, has dicho exactamente lo que queríamos conseguir. Y probablemente no intentaremos nada por el estilo de nuevo. Quizás también ayudo mucho Bob Marlette, el productor que hizo Runnin’ Wild, cuando trabajó con la banda vino con la idea muy clara de repetir el tipo de disco que hicimos la primera vez. Aun recuerdo lo estresante que fue, pero mereció la pena y estamos muy orgullosos.

 

Vuestros conciertos en España fueron un éxito, casi todo vendido, y volvéis a venir ahora acompañando grandes bandas y visitando festivales. A final de año estaréis por aquí de nuevo… ¿habéis pensado en compraros por aquí un piso?

 

(Risas) Pues mira, ¿por qué no? ¡En realidad si que hemos hablado sobre eso! Porque el tiempo es siempre muy bueno aquí. Quizás no muy pronto, pero algún día… ¡seguro que si! Y sí, volveremos a final del año de gira, nos encanta tocar aquí y el público es fantástico.

 

Se dice que para tener éxito hay que estar en el momento adecuado y en el sitio adecuado… y vosotros la verdad es que menos en casa probáis con todo lo que se os presenta. Se ve que no desaprovecháis oportunidad alguna. ¿Cuál es vuestro objetivo?

Pues seguir haciendo esto, y seguir y seguir, y que nunca termine. Me siento más en casa haciendo esto, que realmente estando en mi casa. Es como si la carretera fuese mi hogar. Esto es como el trabajo soñado, desde que éramos niños siempre ha sido lo que queríamos hacer, y es algo que no se nos ha olvidado. Así que es justo lo que que dices, cogemos cualquier oportunidad que tengamos para salir de gira y tocar, porque eso es como tener el pub en casa.

 

¿Cuánta cerveza tiene que haber cuando llegan Airbourne?  ¿Alguna marca española que os guste especialmente?

¡Muchas! Claro que bebemos a diario, así que cuando llegamos que no falten. Aquí está muy bien San Miguel, está bastante buena. Pero todas lo están por aquí. Y bueno, si la abres y tampoco es una maravilla, pues te la terminas, para eso están hechas, para bebérselas (risas). Aunque no son tantas las q caen, piensa que hacemos esto todos los días, como cualquier otro trabajo diario. Y no podemos beber demasiado antes de un concierto, porque la gente está pagando dinero para verte, y para que les hagas pasar un buen rato. Nunca es una buena idea para un artista hacer su trabajo borracho.

Tengo casi seguro que os importan poco las criticas… pero ¿recordáis alguna que os haya fastidiado?

Nos importan bien poco. Realmente nuestros críticos son nuestros fans. Según como veamos la reacción de nuestros fans así juzgamos nosotros cómo lo estamos haciendo.


Últimamente no nos dejan hacer crowdsurfing, coger a una chica a hombros, hace poco me llamaron la atención por desparramar cerveza… hay gente que va a ver conciertos de stoner rock y se escandaliza por ver a gente del público fumando porros (risas).

 

Impedir que la gente se lo pase bien no es lo que hemos venido a hacer precisamente.

A lo que voy es que al final tendremos que hacer un cursillo de seguridad para ir a un concierto… ¿Qué opinas tú que desde el escenario rompéis muchas normas?

 

Te diría que hay muchas formas de hacer crowdsurfing the manera segura. Y de alguna forma “sobre-controlar” con policía un espectáculo puede ser peligroso. A veces los tipos de seguridad en algunos escenarios han sido demasiado rudos y han terminado lastimando a los fans, y no ha sido culpa de los fans. Ultimamente se ha escrito que los metalheads son de las audiencias más seguras. Al final los festivales de música “alternativa” terminan con muchos más heridos. Y es que los metaleros cuidan unos de otros. En fin, creo que un espectáculo de rock debe de tener la seguridad natural, pero que no esté sobrepasado de policía.

También hay bastante debate con el tema de las letras y las portadas sexistas… ¿Qué opinas del asunto?

Todo el mundo opina sobre todo, y hay que respetarlo. Pero haría un apunte, y es que, al menos desde la última vez que lo comprobé, ¡el sexo es algo divertido! (risas). De nuevo lo mismo, hay que relajarse, no ser tan sobre-protector. Todos estamos aquí para pasar un buen rato. Si pasas todos los días pensando y dedicando tiempo a cosas que no tienen tanta importancia al final te arrepentirás en el día de tu muerte.

 

Háblanos un poco de la salida de David Roads de la banda… y la entrada de un nuevo miembro. ¿Cómo ha ido la cosa?

 

Pues ha ido mejor imposible. Conocemos a Harry desde hace un año y hemos sido buenos amigos desde entonces. De hecho fue al primer tipo que llamamos para la sustitución. Y tan solo hizo falta una llamada. Fue como si estuviera predestinado, porque ya de antes salíamos a echar unas cervezas todos los fines de semana, hablábamos de rock’n’roll, así que no podría ser mejor.

 

Venís de Australia, y me gustaría preguntaros por un par de bandas de allí. La primera es una banda que no se parece en nada a vosotros pero que nos encanta, COG, es por curiosidad, por si los conocéis…

 

Si, bueno, me los he cruzado un par de veces… pero no te puedo decir demasiado.

 

Y la otra, vamos a ser muy originales… ¡AC/DC! ¿Qué opináis de su futuro?

 

Nunca se puede saber qué traerá el futuro, y menos en una banda como ellos y con lo que han pasado en los últimos años. Parece que se habló de que iban a grabar un disco con Axl… Pero ahora parece que Brian ha vuelto a los escenarios y que puede hacer su trabajo. Quién sabe qué habrá a la vuelta de la esquina… pero será interesante averiguarlo.

 

El que siempre os llamen sus sustitutos ¿es un halago o un coñazo?

 

(Pone cara de lo segundo, luego se lo piensa) ¡Pero es que nunca podrá haber unos próximos AC/DC! Ellos son los reyes. Pero si nosotros podemos darle a la gente un buen puñado de buenos temas de rock durante los próximos 30 años, ¡genial! Es lo que queremos hacer.

 

Vosotros mismos habéis conseguido que la gente espere conciertos de Airbourne muy explosivos, con mucho desgaste. Supongo que es algo jodido cuando estas cansado o sin todas las ganas suficientes. ¿Qué crees que pasaría si un día simplemente os limitáseis a tocar los temas, sin dar ese extra de energía?

 

Realmente no nos permitimos esa alternativa. Si estás resacoso o enfermo… tienes que hacerlo y ya está. Pero hay una energía que sale de la gente, y puedes succionarla… yo lo he hecho. Yo he tocado con una intoxicación alimentaria, con resaca,… y al final lo consigues, porque no te queda otra.

 

Para esos días, a mi me sirve algún tema potente que me de energía…

 

Breakin’ Outta Hell te serviría para eso, un tema que te arregla un mal día (risas).

 

En efecto… 
O alguno de MotorheadKill by Death es genial también si lo que buscas es ese empujón.

 

Totalmente. ¿Os ponéis algún tema de esos para calentar antes de un concierto? ¿Tenéis algún ritual antes de cada actuación? y no me digas que hacer meditación…

 

(Risas) No meditación, ¡pero casi! Solemos estar bastante silenciosos, como si estuviéramos reservando energía. Yo caliento un poco los dedos, y los demás hacen también algo parecido. No hay mucho más.



Relacionado:

Airbourne anuncia 4 fechas en octubre en el sur y levante español

Crónica y fotos Resurrection Fest 2017 – Día 1 (06-07-17)