Tras una intro que jugaba con el riff final de On Frozen Ground, los yunques de Nueva Orleans abrían su poderoso quinto álbum, Odd Fellows Rest (1998), con este himno fundamental en sus repertorios. Todas las veces que he visto a Crowbar en vivo lo hice junto a alguien que apenas conocía a la banda, y la curiosa reacción de asombro unánime en todos ellos tras escuchar Planets Collide es lo que me ha servido para escoger este tema entre todas las creaciones de Kirk Windstein. Una mirada a las estrellas tumbado panza arriba en el fango.


 

Swollen eyes that bleed for you
Cold steel bars I’m watching thru

You’ve been baptized in a lake of tears
Crucified yourself with your own fears

But you learn from what’s killing you
And this time it’s real
Beyond your prayers
Too numb to feel
Beyond your prayers

Deepest darkest thoughts you dream
Curing’s harder than it seems
Slave to no one but your misery
Broken man lies where you used to be

Now watch your planets collide


Relacionado:

Entrevista a Kirk Windstein: «Crowbar está ahora en su mejor momento»

Crowbar harán en mayo cuatro fechas en la penínusla