Robb Flynn no espera ni 24 horas de reflexión y anuncia que la banda se ha ido al garete.


El líder de Machine Head , Robb Flynn, ha anunciado que tanto el guitarrista Phil Demmel como el batería Dave McClain han dejado la banda, quedando en el aire la permanencia de Jared MacEachern.

Si se trataba de un farol o había posibilidades de que volviesen después del calentón ya no quedará en secreto, ya que el bocachanclismo de Flynn y su megalomanía le ha impedido reposar un tiempo la situación y ha realizado un vídeo “selfie” destapando todo el asunto y anunciando que el retorno de gira de otoño será reprogramado como gira de despedida de la banda.

En el video, Flynn lamenta la pérdida de sus dos viejos compañeros de banda, pero alaba sus habilidades y su carácter. Él promete que la gira será una celebración de esta “era de Machine Head“, y que no está seguro de lo que deparará el futuro, prometiendo hacer “examen de conciencia”.

Voy al grano. La noche del miércoles Phil Demmel dejó Machine Head. En la mañana de ayer Dave McClain dejó Machine Head. Y Jared MacEachern se iba a ir, pero no sé realmente si lo hará. Me he aferrado demasiado a las riendas de esta banda y he sofocado a esos muchachos. Tengo algunas asperezas, soy una especie de lapa. Eso es algo que nos ha dado el éxito que tenemos, pero también ha perjudicado a las personas que me rodean. Tengo empuje, pero tengo mucha ira y rabia, y ese impulso mío ha alienado a la gente de la banda. Pido que respetéis la decisión de Phil y Dave, ya que yo respeto su decisión.

Una lástima que las cosas terminen así, y más cuando la banda estaba en un estado de forma en vivo formidable. Muy positivo que Flynn reconozca que ha errado en el exceso de celo por controlar todos los aspectos que rodean su banda, a veces sin abrirse a comentarios y críticas de su propio entorno. Informaremos de cómo acaba todo esto.


Relacionado:

Crónica y fotos: Machine Head – Málaga (04/04/2018)