Ya estamos aquí, en tu web amiga DR, otro año más repasando lo que ha dado de sí este año 2018 al que ya estamos despidiendo. Y como en los últimos años, intentando poner la oreja lo máximo posible en la actualidad… atrás quedaron los años de investigación arqueológica de décadas pasadas, influencias y árboles genealógicos de todos los estilos y géneros. Y como de costumbre, pocas obras me asombran de verdad, pero eso de que el rock está muerto y tal nanai, porque rascando un poquito hay muchísima música para disfrutar y alimentar tu alma.
El tiempo también pone en su lugar muchos de estos discos que hemos descubierto este año. Y hablando de tiempo, a este 2018 si tengo que agradecerle algo es que el de la guadaña se ha portado medianamente bien, porque a pesar de que se hayan ido artistas únicos, no ha supuesto un trago tan amargo y trágico como el año anterior sobre todo con el trío Cornell-Allman-Petty. Así que SALUD para todos nuestros héroes, y para todos nosotros… y para los que nos leéis, diablorockers.

Por Carlos Kashmir.


MEJORES DISCOS:

MENCIONES HONORÍFICAS

Arabrot – Who Do You Love
Awooga – Conduit
Behemoth – I Loved You At Your Darkest
Black Label Society – Grimmest Hits
Black Stone Cherry – Family Tree
Bloodbath – The Arrow Of Satan Is Drawn
Brother Hawk – The Clear Lake
Fu Manchu – Clone Of The Universe
Hamlet – Berlin
Hot Snakes – Jericho Sirens
Monster Magnet – Mindfucker
Nathaniel Rateliff & The Night Sweats – Tearing At The Seams
Nine Inch Nails – Bad Witch
Parquet Courts – Wide Awake!
Paul McCartney – Egypt Station
Rivers Of Nihl – White Owls Know My Name
The Interrupters – Fight The Good Fight
Thou – Magus
Tropical Fuck Storm – A Laughing Death In Meatspace
Voivod – The Wake
YOB – Our Raw Heart


TOP 30 DISCOS

30) HIGH ON FIRE – ELECTRIC MESSIAH

Aunque le amputen un dedo del pie, o se vuelque con el regreso de Sleep, Matt Pike ha tenido tiempo de avasallarnos con montañas y montañas de riffs en uno de los álbumes más espídicos de High On Fire.


29) TURNSTILE – TIME & SPACE

Los Refused o At The Drive-In de esta era. No llega al nivel de los mejores discos de los citados, pero es un soplo de aire fresquísimo en el hardcore.


28) ARCTIC MONKEYS – TRANQUILITY BASE HOTEL & CASINO

Los monos, o mejor dicho, Alex Turner, regresa con batín mientras baila derramando vino sobre la moqueta. Turner el crooner me entusiasma, me aburre, me da un ticket para el buen gusto, me deja con el morro torcido. No sé dónde situarlo, pero sin duda está entre lo que más he escuchado y gustado de este año.


27) MANIC STREET PREACHERS – RESISTANCE IS FUTILE

Otro notable esfuerzo de los galeses. No sorprende, se mueven en las mismas coordenadas, pero mantienen su frescura y personalidad, y continúan componiendo grandes temas, lo más importante de este negocio.


26) THE MAGPIE SALUTE – HIGH WATER I

Buena añada ésta para el classic rock. Fantástico primer álbum en estudio en el que los ex-Crowes Rich Robinson, Marc Ford y Sven Pipien reverdecen laureles. Hablamos de la realeza con Rich y Marc, y aunque los prefiramos en la banda de su vida, más vale urraca en mano que cuervo volando.


25) STONE TEMPLE PILOTS – STONE TEMPLE PILOTS

El último álbum con Weiland se tituló con el nombre de la banda, y el primero sin él vuelve a ser homónimo. Y el caso es que lo escuchas y efectivamente no ha cambiado nada, la enorme chispa de los hermanos Deleo y Kretz sigue on fire, la calidad innata se mantiene, Dan es un guitarrista superlativo, uno de los mejores de su generación, que ya es decir. Por no cambiar no cambia ni la voz, un impersonator de Weiland se calza sus botas, y he de admitir que sale muy airoso. Solo espero que en directo deje de imitarlo, porque eso sí es ya muy irritante. Una colección de temas super disfrutables.


24) SUEDE – THE BLUE HOUR

Los londinenses están viviendo una segunda juventud tras regresar en 2013 después de una década de inactividad. «The Blue Hour» es aún más ambicioso, épico e intenso que sus predecesores. Chapeau!


23) CARPENTER BRUT – LEATHER TEETH

El synthwave pasa por un gran momento, especialmente en Francia, como los casos de Gost, Perturbator o los propios Carpenter Brut. «Leather Teeth» es un pepinazo que huele a cuero y laca, donde los sintetizadores y las guitarras nos hacen viajar a los 80s.


22) KACEY MUSGRAVES – GOLDEN HOUR

Menuda joya de country bañado en pop ha facturado la señorita Musgraves. Un álbum precioso para el que hasta el true metalhead más machote hará revolotear mariposas en su interior.


21) SLEEP – THE SCIENCES

Dos décadas de silencio discográfico y regresan con un colocón de riffs, un viaje a la estratosfera bajo una contundente muralla de distorsión y desarrollos de monolíticos riffs infinitos. ¡Mandanga de la buena!


20) MANTAR – THE MODERN ART OF SETTING ABLAZE

El duo turco-alemán siguen siendo excitantes con su propuesta y no bajan el nivel con una colección de temas hechos por y para que tu cuello sufra lo indecible.


19) CORROSION OF CONFORMITY – NO CROSS NO CROWN

Tras más de una década sin Pepper Keenan en la banda había muchísimas ganas de COC, y de comprobar si eran capaces de mantener el nivel tan elevado de su imponente discografía. Y bueno, se han quedado a medias. No colma las expectativas tan altas, pero a su vez encontramos a esos COC que tan fácil es adorarlos y reivindicarlos con puño en alto.


18) TY TABOR – ALIEN BEANS

El bueno de Ty no deja ser una debilidad mía. Arquitecto del sonido King’s X, cada vez que suena su guitarra me pone como una moto, y en este notable álbum encontramos momentos deslumbrantes acordes a su inagotable talento.


17) HOWLIN’ RAIN – THE ALLIGATOR BRIDE

Ethan Miller deja por fin a un lado su, valga la rebuznancia, lado introspectivo y saca a pasear el fuzz a saco, su vena neilyoungiana y los sonidos más pantanosos. Se le echaba de menos.


16) DEWOLFF – THRUST

Estos jovenzuelos holandeses nos retrotraen al sonido más setentero pero sin el olor a alcanfor de Greta Van Fleet. Una poderosísima mezcla de Deep Purple y Grand Funk Railroad con trazos southern y sobre todo unos cósmicos temarrales que suenan muy frescos.


15) IHSAHN – ÁMR

El líder de Emperor continúa firme con su carrera en solitario mientras resucita a la banda madre a capricho suyo con conciertos especiales. «Ámr» hará las delicias de los más devotos del metal extremo más vanguardista y progresivo. Un álbum variado y repleto de brillantes arreglos y texturas.


14) MORGAN – AIR

Los madrileños continúan encandilando con su reválida del debut «North», gracias a esa combinación de folk-rock, soul, gospel y funk, los coloridos teclados, la guitarra a ratos david gilmouriana, y sobre todo a la voz tan tremendamente especial de Nina. Y da exactamente igual que cante en castellano o inglés, te llega igualmente al corasao.


13) THE SHEEPDOGS – CHANGING COLOURS

Los Perros Ovejeros se sacan este año de la manga uno de los mejores catecismos del rock americano en lustros, donde crees estar recorriendo las vastas carreteras yankees a ritmo de la Creedence, los Allman, Santana, CSN&Y, The Band o Skynyrd, pero sobre todo apoyados en una fabulosa carrocería de canciones.


12) JUDAS PRIEST – FIREPOWER

¿Alguien hubiera apostado porque los Judas hubieran sacado a estas alturas su mejor disco en casi tres décadas? Pero no solo es porque el listón quizás no estuviera muy alto, es que aparte «Firepower» es un melocotonazo repleto de momentos gloriosos, riffs afiladísimos, un Metal God en formísima y temazos fresquisimos que suenan a clásicos instantáneos. Si éste es el testamento de Glenn Tipton no puedo imaginar uno mejor.


11) WALKING PAPERS – WP2

Jeff Angell ya vuela sin el amparo de sus ilustres colegas Duff McKagan, Mike McReady y Barrett Martin. Sírvete una buena copa de vino, enciende un pitillo, y piensa en blanco y negro. Eso es este disco (más redondo que su debut), una película de film noir donde tú siempre vas a perder, aunque así da gusto ser un loser.


10) THE OCEAN – PHANEROZOIC I: PALAEOZOIC

Si el año pasado fue el «Malina» de Leprous, este año el mejor disco de metal progresivo le corresponde a los alemanes. Una embaucadora obra en la que sumergirse por todos sus pasajes y aristas, como en una clase de geología, aprendiendo esas primeras eras de nuestro planeta, tal como nos presentan a modo de hilo conductor en este álbum.


9) GHOST – PREQUELLE

A veces cuando una banda asciende como la espuma, y a pesar de seguirla desde el minuto uno con mirada paternal, te preguntas qué se ha quedado en el camino para llegar a los altares. Ghost siempre han sido un producto estudiado al milímetro por Tobias, no debe suponer esto sorpresa alguna, y tampoco es que se aleje mucho estilísticamente del monumental «Meliora», pero falta un poco más de guitarras venenosas y melodías oscuras, y sobra algo de pomposidad. Huelga decir que es otro gran disco que corona una de las mejores discografías de este siglo. ¿Cuál será el siguiente paso? ¿Sequelle?


8) THE JAYHAWKS – BACK ROADS AND ABANDONED MOTELS

Los de Minneapolis son sinónimo de cómo componer e interpretar con verdadera artesanía, auténticos orfebres que tallan gemas en forma de canciones para paladares exquisitos. Tanta rimbombancia creedme que no es gratuita, y no hay más que comprobar como en este álbum de temas hechos al alimón por Louris y otros artistas, publicados con anterioridad (o guardados en algún cajón) y pasados por el filtro Jayhawks, enamoran como si fuera otro clásico más.


7) BOURBON – FUENTE VIEJA

La escena rockera de nuestro país en general y de la andaluza en particular (NWOASR como decimos en Diablorock) definitivamente es demasiado underground, pero goza de una excelente salud. Y los gaditanos Bourbon son uno de sus mejores ejemplos. Con una producción matadora que pone en relieve esa mezcolanza en la que tienen cabida tanto Screaming Trees, Triana, Soundgarden, The Doors o el mejor prog setentero. Estamos ante un disco que tendrá su lugar en las mejores páginas del rock patrio.


6) SLOAN – 12

Una de mis bandas favorita de Canadá (siempre tras obviamente los puñeteros RUSH), se sacan de la chistera un álbum que va calando con las escuchas. Energía, melodías reflexivas, brillantes armonías.. todos los ingredientes de una de las más seminales bandas de powerpop en plena madurez.


5) FAILURE – IN THE FUTURE YOUR BODY WILL BE THE FURTHEST THING FROM YOUR MIND

A pesar del mayúsculo error de publicar este disco en varios ep’s a lo largo del año, cargándose así el factor sorpresa y unitario de escuchar un álbum de esta envergadura como una sola obra, los reyes del rock alternativo/espacial actual (junto a Amplifier) después de su impresionante comeback del 2015 (tras 20 años de receso) «The Heart Is A Monster», vuelven a dar en la diana con otro viaje espacio-temporal que disfrutarán como gorrinos en un charco los que añoren los 90s más alternativos.


4) BLACKBERRY SMOKE – FIND A LIGHT

Tras «The Whippoorwill» para mí se convirtieron en el grupo destinado a recoger el testigo de los Black Crowes como la última gran banda de referencia del rock clásico, pero sus dos discos posteriores no tuvieron la excelencia que debían rezumar para apuntillar dichas expectativas. Con «Find A Light» regresan a esa senda triunfal que estaban construyendo con tanto trabajo y ahínco Charlie Starr y sus secuaces.


3) A PERFECT CIRCLE – EAT THE ELEPHANT

Una de las mayores sorpresas de este año. Y no es porque dudase de la capacidad y talento de Howerdel y Maynard, sino que uno está con la guardia bajada y no esperaba tras 14 añazos de silencio que fueran capaces de entregar posiblemente su mejor o al menos más redondo álbum. Emotividad, delicadeza, sutilidad.. todo al servicio para crear unas mágicas atmósferas, en las que Howerdel se rige como director de orquesta. Punto y aparte Maynard que se desnuda como ya ni lo recordábamos, y con una colección de registros camaleónicos que demuestran que este señor cuando le sale de las pelotas no tiene límites ni techo. Me quito el sombrero y la peluca.


2) ALICE IN CHAINS – RAINIER FOG

(Y mejor portada). Sé que no soy objetivo con ellos, pero es que no dejan de tocarme la fibra. Esta vez regresan a Seattle para grabar el tercer álbum de AIC 2.0, y nos regalan otra joya para una discografía inmaculada, repleta de momentos reconfortantes (como el que vuelve a casa por Navidad) y otros más novedosos dentro de su majestuoso catálogo. No te mueras nunca Cantrell, te necesitamos, eres la verdadera llama del grunge.


1) TRIBULATION – DOWN BELOW

El disco que más me ha enamorado este año. La finura, romanticismo y elegancia instrumental contrasta con la fealdad y maldad vocal, refrendando esa evolución del death metal al occult rock que ya en el anterior «Children Of The Night» consiguieron magistralmente los suecos. Para los que echáis de menos a los primitivos Ghost dejaos morder por los colmillos de Tribulation.


MEJORES CONCIERTOS:

10) ROGER WATERS – Wizink Center (Madrid 25/05):
A pesar de tener que mandar a callar a unos cuantos y el cotorrismo imperante que hacía que te sacara del concierto más de una vez, y que era la tercera vez con Rogelio, hubo momentos para el recuerdo como «Welcome To The Machine», y unos «Dogs» y «Pigs» acojonantes. La producción, escenarios, pantallas, la fábrica… todo estuvo acorde a lo más top en cuanto a escenografía que existe.


9) THE BLACK ANGELS – Sala Apolo (Barcelona 01/09):
Pocas bandas me quedan ya activas que tenga en un pedestal y no haya visto, y Black Angels era una de ellas. Un concierto psicotrópico en technicolor, ácido, machacón, lisérgico y psicodélico. Cuando te metes es como si te quedaras gilipollas y flipas, pero en los momentos de lucidez a veces descarrilaban. En estudio me parecen de las bandas definitivas de este siglo, en directo espero otra ocasión en la que me den el estacazo.


8) THE POSIES – Sala Hangar (Córdoba 01/10):
Otra banda que tengo en un altar y aún no había tenido la oportunidad de verlos. Mucho más intensos de lo que esperaba, no pararon de saltar e interactuar con el público. Hubo momentos verdaderamente mágicos, aunque sobrara algo de cháchara. Forever Blou.


7) OZZY OSBOURNE – Download Festival (Madrid 30/06):
Increíble que el primo de Bertín me dejara con la boca abierta a estas alturas. La mejor vez que le he visto de todas, a pesar del pesao de Zakk, que es un hacha brutal, pero cuando da la turra…. Mágicas e inolvidables «Road To Nowhere» y «I Don’t Want To Change The World».


6) BUNBURY – Antiguo Recinto Ferial (Linares 31/08):
Un COLOSO. Todo salió a pedir de boca. Por suerte siempre lo he visto en las giras de los que considero sus mejores discos: «Pequeño», «Flamingos», «Las Consecuencias» y el que presentaba esta vez, «Expectativas». Con una banda rodadísima, Bunbury se lució de tal manera que todos los focos recayeron en él. Con más tablas que nunca, si eso ya era posible, llenando un escenario con sus movimientos e inmenso carisma. Conciertazo del que salí en una nube.


5) ALICE IN CHAINS – Mad Cool (Madrid 13/07):
Objetivamente no será el mejor concierto del año, pero sí el más emotivo, porque siempre que los veo me da la llorera. Muchísimos momentos que me superan y me conmueven, como esa dupla seguida de «Nutshell» y «No Excuses». Es muy grande lo que me hacen sentir estos cabrones. Cantrell es mi pastor, con él nada me falta.


4) A PERFECT CIRCLE – Download Festival (Madrid 28/06):
Un segundo escenario más pequeño y cercano, colocados en las primeras filas, sensación de sala, escenografía detallista y con mucho juego. Todo estaba preparado para que fuera un concierto épico… hasta que empezaron y el primer tema no se les oía por los altavoces. Media hora cagándonos en todo, en los técnicos, el festival y la madre que los parió. Finalmente volvieron, pero recortaron el concierto a unos 35 minutos aproximadamente… ¡¡¡¡¡¡¡¡pero qué 35 minutos!!!!!!! Tocamos literalmente el cielo. Habrá que conformarse con lo de «lo bueno si breve dos veces bueno».


3) AMPLIFIER – ABC2 (Glasgow 26/04):
Si mahoma no va a la montaña, la montaña irá a mahoma. Amplifier es uno de los secretos mejor guardados de la música, y la mejor banda del mundo desde hace lustros de rock alternativo/espacial junto a Failure. Necesitaba comprobar si Sel Balamir era tan especial sobre las tablas como imaginaba… y me quedé corto!! Aparte de ser un crack en escena, con su megapedalera es capaz de llevar el sonidazo de los discos al directo con sus mil y un detalles y efectos. Presentando su último discazo “Trippin’ With Dr. Faustus” y combinándolos con clásicos como “Interstellar” (donde por poco combustiono del extasis), “Matmos” o “Motorhead” nos hipnotizaron y embelesaron. ¡Misión cumplida!


2) STEVEN WILSON – Wizink Center (Madrid 01/02):
Mi concierto del año si no hubiera pasado un ciclón por el Mad Cool meses después. Aún así fue una jodida sobrada la del Sr. Wilson. El final con “The Raven..” me tembló todo. Se detuvo obviamente en el último “To The Bone”, que fue mi disco favorito del 2017. Y para redondear de Porcupine Tree cayeron unos cuantos clasicazos. Sonido de 11, producción y escenografías brutales, músicos acojonantes… lo pienso y aún me veo en la nube de la que salí.


1) NIN – Mad Cool (Madrid 14/07):
Doy gracias a la música por momentos como éste. Que a estas alturas, cuando ya he visto prácticamente a todos mis héroes y vivido los conciertos más grandes para mí, aún venga un tal Trent Reznor, que ni siquiera era mi primera vez con NIN, y me dejase KO y con la sensación de ver uno de los conciertos más apoteósicos de mi vida… eso demuestra que juega en otra liga. Cuando NIN asomaron por el escenario desde el minuto uno no dejaron títere con cabeza, nos devastaron como si fuera la guerra del Vietnam, y lo mejor es que hasta los más escépticos del lugar acabaron en éxtasis total. Yo desde luego no pude articular palabra y cerrar la boca y los ojos hasta pasados unos minutos. ¿Qué demonios había ocurrido allí? Se conjuraron los astros y salió algo que trascendió mucho más allá de lo que fue un concierto… Reznor dio hasta la última gota de su ser (nosotros no nos quedamos cortos con los pogos) y la catarsis fue completa, como si hubiéramos visto unos extraterrestres. ¡Larga vida y prosperidad!


MEJOR CANCIÓN

Imposible decidir entre estas dos:


MEJOR RIFF


DEBUT DEL AÑO

THE MAGPIE SALUTE – HIGH WATER I


MEJOR VOCALISTA

MAYNARD JAMES KEENAN (APC/Tool)


MEJOR(es) GUITARRISTA(s)

MATT PIKE (SLEEP/HIGH ON FIRE)

JERRY CANTRELL (AIC)


MEJOR BAJISTA

MIKE INEZ (AIC)


MEJOR BATERÍA

ERINÇ SAKARYA (MANTAR)


MEJOR TECLISTA

BILLY HOWERDEL (APC)


BANDA DEL AÑO

Alice in Chains


DECEPCIÓN DEL AÑO

En lo que respecta a discos los de The Sword y Clutch. En cuanto a conciertos el de Metallica en el Wizink Center de Madrid.


CONCIERTO MÁS ESPERADO DE 2019

Mastodon, Tribulation, Opeth, Tool y Alice Cooper.


DISCOS MÁS ESPERADOS DE 2019

Tool, King’s X, My Morning Jacket, Opeth, Mastodon, AC/DC, Guns N’Roses, Faith No More, Redd Kross, Cheap Trick, Gojira, Anthrax, Avenged Sevenfold, Body Count, The Cure, Pearl Jam, L7.